lunes, 30 de noviembre de 2009

Ughhhh¡¡¡¡¡

Hace días que las musas tejeriles no vienen a visitarme...

No hago más que empezar proyectos con estas lanas, pero ninguno termina de "cuajar". Esto es lo terrible del punto: te pasas el día soñando con patrones, con las lanas que crees más adecuadas, horas y horas tejiendo y ... al final ughhhh¡¡¡ nada sale como creías.  La mayoría de las veces la solución es tirar de la hebra y vuelta a empezar.

 Ahí está la clave de una labor perfecta: la combinación de puntos, lana y agujas. Pero hasta que confluyan los astros y llegue la inspiración que necesito, ¿qué puedo hacer?

Sabia decisión, je,je,je¡¡¡
Gracias amigo¡¡¡

No hay comentarios:

Publicar un comentario